CA LA TRAVA TORNA A L’ACCIÓ.

Tenim una SORPRESA molt important de la que volem fer-vos partícips a totes, per això hem organitzat unes jornades plenes d’activitats per aquest cap de setmana. No hi podeu faltar!

Com sempre hem dit, ni el desallotjament de Ca La Trava ni l’enderroc eren el final de la lluita, veniu a les jornades de Ca La Trava a Plaça Revolució i descobriu la sorpresa que tenim preparada.

WhatsApp Image 2019-07-16 at 13.02.26.jpeg
DIVENDRES 19

– 19.30h: Xerrada – Debat. La vaga de lloguers. Amb Manuel Aisa, autor del llibre “La huelga de alquileres y el comité de defensa económica de 1931”.

https://manelaisa.com/la-huelga-de-alquileres-y-el-comite-de-defensa-eco/

– 21h Sopar vegà a càrrec del Banc Expropiat

– 22h Punxada Punk – Concerts per confirmar

DISSABTE 20

– 11:30h Taller de nusos i resistències aèries.

– 13h Vermut amb ImproNòmades, Teatre Crític de Gràcia

– 14h Dinar vegà a càrrec de l’Ateneu Llibertari de Gràcia

– 18h Taula rodona: Okupació, lluita i resistència. Amb el Banc Expropiat, Can Vies, Ca La Trava, RavalVsBlackstone, Ka La Kastanya, Kan Pasqual, la Nota i més.

– 20h La repressió davant la resistència de Ca La Trava. Estratègies per continuïtat de les nostres lluites.

– 21.30h Sopar vegà

– 22h Concerts:

· Mateólika
· Cantautora punk
· Punxada Punk

DIUMENGE 21

– 11h Taller de pancartes, cartells i murals. Porta el material que vulguis.

– 12h Vermut musical

– 14h Dinar vegà

– 18h Punxada Reggae

– 22h Sopar vegà

Durant cada dia hi haurà diferents distris, si vols portar la teva, escriu-nos a calatrava ARROBA riseup.net
No s’acceptaran actituds de merda.

CA LA TRAVA RESISTEIX

Anuncios

Cifras del genocidio penitenciario: 210 presos murieron en 2018 en las cárceles del Estado Español.

Pese a que desde el 2010 se inició un continuado descenso del número total de personas encarceladas en las prisiones del estado, las muertes que se producen en prisión siguen aumentando su porcentaje y su totalidad (147 en 2017, 210 en 2018). Este año ya ha superado la centena. Mientras se espera el informe oficial de la SGIP referente al año pasado, a iniciativa del diputado de EH Bildu mediante pregunta parlamentaria, llega la oficialidad de las muertes en prisión el año pasado. Estremecedoras las cifras.. Con la sanidad penitenciaria desmantelada, con las muertes por abandono médico y sanitario que está habiendo, ahora más que nunca deben ser escuchadas y atendidas las reivindicaciones de los presos que mantienen un pulso a la institución penitenciaria.

Extraemos el contenido de la noticia que aparece en naiz.eus donde en el primer parrafo se hace un resumen demoledor.

Cada semana murieron cuatro personas presas en las cárceles del Estado español en 2018. En total fueron 210 muertes mientras su vida y su salud dependían de las autoridades penitenciarias. 33 de esas personas se suicidaron y 62 fallecieron a consecuencia de una sobredosis de drogas. 105 presos murieron por causas que se califican como «naturales». De ellas, 59 lo hicieron en la propia cárcel y 46 después de haber sido hospitalizadas.

En 2018 en las cárceles vascas se produjeron dos muertes, que se dieron en la prisión de Basauri. Se definen como muertes «naturales». Llaman la atención las cifras de los centros penitenciarios de Puerto 3, en la que se produjeron 13 muertes, Sevilla 2, con 12 fallecimientos, y Sevilla 1, con 10. Son las únicas cárceles como más de la decena de decesos.

Son datos remitidos por el Gobierno al Congreso, a petición del diputado de EH Bildu, Jon Iñarritu, que se interesó también por saber cuáles son las enfermedades por las que se produjeron los fallecimientos, a lo que no se ha dado respuesta alegando la legislación vigente en protección de datos.

En cuanto a 2017, el numero total de personas presas muertas fue de 147. De ellas 28 a causa de sobredosis de drogas y 27 por suicidios.

De los 357 presos fallecidos entre 2017 y 2018, un total de 223 estaban clasificados en segundo grado, 19 en primer grado y 28 en tercero; 48 figuran como «sin clasificar» y 10 como «internado judicial».

Cuatro muertes en Zaballa

Por otra parte, cabe recordar que en lo que va de 2019 se han producido ya cuatro muertes en la prisión alavesa de Zaballa. Según los datos remitidos por el Gobierno al diputado Jon Iñarritu, dos de estos presos, de 22 y 24 años de edad, se suicidaron, mientras que otros dos, de 28 y 30 años, indiciariamente murieron por sobredosis de drogas.

La respuesta gubernamental indica que «en los últimos años se viene observando un incremento de ingresos en el centro penitenciario por parte de personas cuyo perfil les sitúa en una situación grave de vulnerabilidad: internos jóvenes, baja formación académica, con un historial toxicofílico dilatado cuyo inicio se remonta a edades tempranas(preadolescencia). En muchos casos presentan enfermedades mentales y/o trastornos de la personalidad, así como situaciones de desestructuración y abandono social»

http://tokata.info/

[EE.UU] Willem Van Spronsen ha caído en combate.

l pasado 13 de julio cerca de las 04:00 horas, Willem Van Spronsen, antifascista anarquista de 69 años, fue abatido por la policía mientras que con artefactos incendiarios y un rifle, atacaba la flota de autobuses que sirven al Centro de Detención del Noroeste, una instalación privada de detención de inmigrantes.1

Es en su declaración final, en donde Williem transmitió que su accionar fue en respuesta a las continuas redadas y deportaciones llevadas a cabo por la Oficina de Aduanas e Inmigración (ICE), agencia dependiente del Departamento de Seguridad Nacional de los Estados Unidos.

Van Spronsen fue detenido siendo acusado de agredir a un oficial de policía durante una de las tantas protestas fuera del centro de detención. Según los documentos judiciales, se lanzó contra el oficial que intentaba detener a un manifestante de 17 años, en junio del 2018. Precisamente esta nueva acción, ocurrió en el primer aniversario desde las movilizaciones contra el ICE, donde se desarrollaron una huelga de hambre dentro del Centro de Detención del Noroeste y un campamento afuera, entre otros hechos. 2 .

Declaración final de Willem Van Spronsen

Hay un error y hay un derecho.
Es hora de actuar contra las fuerzas del mal.

El mal dice que una vida vale menos que otra.
El mal dice que el flujo del comercio es nuestro propósito aquí.
El mal dice que los campos de concentración para personas consideradas menos importantes son necesarios.
La sierva del mal dice que los campos de concentración deberían ser más humanos.
Cuidado con el centrista.

Tengo el corazón roto de un padre
Tengo un cuerpo roto
Y tengo un aborrecimiento inquebrantable por la injusticia.
Eso es lo que me trae aquí.
Esta es mi clara oportunidad de intentar hacer una diferencia, sería un ingrato estar esperando una invitación más obvia.

Sigo a tres maestros:
Don Pritts, mi guía espiritual. «Amor sin acción es solo una palabra».
John Brown, mi guía moral. «Lo que se necesita es acción!»
Emma Goldman, mi guía política. «Si no puedo bailar, no quiero estar en tu revolución».

Soy una cabeza soñadora en las nubes, creo en el amor y la redención.
Creo que vamos a ganar.
Soy alegremente revolucionario. (Todos deberíamos haber estado leyendo a Emma Goldman en la escuela en lugar de la tontería del jingo que nos dieron de comer, pero estoy divagando). (Todos deberíamos estar mirando las fotos de los héroes de YPG en caso de que vacilamos y pensemos que nuestros sueños son imposibles, pero divago doblemente. Lucha conmigo.

En estos días de hooligans fascistas que se aprovechan de personas vulnerables en nuestras calles, en nombre del estado o apoyadas y defendidas por el estado,

En estos días de campos de detención/concentración altamente rentables y una batalla por la semántica,

En estos días de desesperanza, búsqueda vacía y anhelo vacío,

Vivimos en visible fascismo ascendente. (Digo visible, porque aquellos que prestaron atención lo vieron sobrevivir y prosperar bajo la protección del estado durante décadas. [Ver Howard Zinn, Una historia popular de los Estados Unidos.] Ahora sigue descaradamente su agenda con la cooperación abierta y total de Gobierno. De gobiernos de todo el mundo.

El fascismo satisface las necesidades del estado y satisface las necesidades de los negocios ya su costo. ¿Quién se beneficia? Jeff Bezos, Warren Buffet, Elon Musk, Tim Cook, Bill Gates, Betsy de Vos, George Soros, Donald Trump, ¿y debo seguir? Permítanme decirlo de nuevo: tipos ricos (que piensan que no son realmente tan buenos), realmente inciden en el gobierno (todos los gobiernos en todas partes, incluidos los gobiernos «comunistas»), porque hacen que las reglas que hacen a los ricos sean más ricas.
Sencillo.
No lo pienses demasiado.

(¿Son patriotas en la parte posterior prestando atención?)

Cuando era niño, en la Holanda de posguerra y más tarde en Francia, mi cabeza estaba llena de historias sobre el ascenso del fascismo en los años treinta. Me prometí a mí misma que no sería una de las personas que están de pie porque los vecinos son arrancados de sus hogares y encarcelados por ser percibidos de alguna manera como menores.
No tienes que quemar al hijo de puta, ¿pero vas a quedarte quieto?

Esta es la prueba de nuestra creencia fundamental en la libertad real y nuestra responsabilidad mutua.
Este es un llamado a los patriotas, también, a oponerse a esta parodia contra todo lo que ustedes consideran sagrado. Te conozco. Sé que en tus corazones, ves la deshonra en estos campos. También es hora de que usted haga frente al dinero que atraviesa las cuerdas de cada maldito títere que pretende representarnos.

Soy un hombre que los ama a todos y esta bola giratoria tanto que voy a cumplir la promesa de mi infancia de ser noble.

Aquí está, en estos campos de concentración corporativos con fines de lucro.
Aquí está, en Brown y en personas que no se conforman y temen mostrar sus rostros por temor a la policía/migra/Proud Boys/the boss/beckies …
Aquí está, un planeta casi agotado por la codicia del mercado.

Soy un pensador en blanco y negro.
Los campos de detención son una abominación.
No estoy esperando.
Realmente no debería tener que decir nada más que esto.

Dejo a un lado mi corazón roto y curo de la única manera que sé, siendo útil.
Yo compartimento eficientemente mi dolor …
Y alegremente hago este trabajo.
(Para aquellos que están agobiados por los restos de mis acciones, espero que hagan el mejor uso de esa carga).

A mis camaradas:
Lamento perderme el resto de la revolución.
Gracias por el honor de tenerme entre ustedes

Darme espacio para ser útil, para sentir que estaba cumpliendo mis ideales, ha sido el pináculo espiritual de mi vida.

Hacer lo que pueda para ayudar a defender a mi gente preciosa y maravillosa es una experiencia demasiado rica para describirla.

Mis compañeros trans me han transformado, solidificando mi convicción de que seremos guiados a un futuro soñado por los más marginados entre nosotros hoy. Lo he soñado tan claramente que no me arrepiento de no haber visto cómo resulta. Gracias por traerme tan lejos.

Soy antifa Estoy con camaradas de todo el mundo que actúan desde el amor de la vida en cada permutación. Compañeros que entienden que la libertad significa libertad real para todos y una vida que vale la pena vivir.

¡Mantener la fe!
¡Todo el poder a la gente!
Bella ciao

De la manada y el falso debate sobre su condena desde nuestro punto de vista antiautoritario…

El falso debate que tras la sentencia del Tribunal Supremo sobre el caso de “La Manada” que alguna gente realiza ya sea para acusar al feminismo de punitivo o para acusar al movimiento contra las cárceles de machista nos parece absurdo, malintencionado y servil a los intereses de los grupos sociales dominantes y ajeno a las clases populares, a las corrientes antiautoritarias. Ni nos alegramos, ni entristecemos por los 15 años de condena que le han caído a esta gentuza, sabemos que tanto el movimiento de las mujeres como los movimientos antiautoritarios no son lo suficientemente fuertes para imponer la autodefensa de la gente oprimida sobre la vida de esta gentuza, por lo tanto nada que decir, al menos no han quedado impunes..

El análisis sobre la función de la cárcel y el castigo en nuestra actual sociedad capitalista no puede perderse en la falsedad de quien merece o no tal o cual condena, sino de cual es su función en el control de la población, en la defensa de las clases privilegiadas y los sectores sociales que las defienden, en el mantenimiento del estatus quo impuesto por el conglomerado de grupos de Poder que constituyen el actual Estado-Capital que nos oprime.

Nos alegramos que al menos el juicio mediático hacia la mujer violada cesa o pierde toda credibilidad ante esta condena clara y firme. En todos los casos de violación que el Poder decide juzgar, hay dos juicios. Uno inquisitorial y basado en la “probatio diabolica” sobre la persona violada (normalmente mujer o menor de edad) y otro, con todas las garantías de la justicia burguesa sobre los violadores y como este caso ha demostrado con toda la simpatía de jueces, fuerzas del orden publico, buena parte de los medios y el calor de la extrema derecha. Si los violadores hubiesen sido de otra extracción social o fuesen personas racializadas, la misma gente que ha defendido a los de “La Manada” pediría penas duras, linchamientos públicos y generalizarían su discurso de odio hacia los sectores sociales mas indefensos.

La mujer violada en este caso como en la mayoría de casos se ha encontrado indefensa, expuesta al juicio publico, cuestionada en su vida cotidiana e intimidad, investigada por detectives privados y una larga lista de otras humillaciones. Su nombre, imagen y vida ha sido enseñada por los “realitys show” de la propaganda del Poder. Admiramos su valentía (no le ha quedado otra alternativa) pues “La Manada” ya había actuado otras veces con toda impunidad y se ha atrevido denunciarlos poniéndose en el centro del huracán en la actual lucha de las mujeres por emanciparse, lucha que en si supera los limites del feminismo (huelgas de mujeres, derechos laborables, vivienda, precariedad…) entrando como protagonistas las mujeres trabajadoras, a veces olvidadas, de la lucha de clases.

Un guardia civil destinado a investigar casos de violencia machista, un militar, un guardia de seguridad y dos hooligans ultras del Sevilla se ajuntan y entre otras cosas se organizan para violar mujeres. Este tipo de gente se saben impunes, en muy pocos casos los pillan y son condenados, da igual que violen, asesinen mendigos, apaleen inmigrantes, incendien locales, vendan droga etc. Son la forma mas actual del fascismo y nos sorprende que este detalle pase tan desapercibido. Y que nadie piense que en la cárcel serán como los presos de nuestra clase social, estarán protegidos del resto de presos, participarán de los máximos beneficios carcelarios, pues normalmente tienen un buen comportamiento, es decir un comportamiento colaborador con los carceleros y cualquier decisión del juez de vigilancia les será favorable. La actual política penitenciaria se preocupa en la reinserción de violadores, pederastas y maltratadores mientras encierra al aislamiento y endurece las condiciones del castigo a los presos sociales-económicos-políticos que se muestran íntegros aunque sus delitos no sean graves… Por otro lado la estancia en prisión de gente como la de la manada es un “ave raris” en actual del sistema carcelario por su perfil social e ideológico de la misma… Son gente “normal”, dicen, gente como ellos, gente de los suyos, ciudadanos que se han equivocado, no enemigos, no pobres que roban, no lumpem a castigar.

También leemos opiniones que afirman que esta condena demuestra que la justicia no es patriarcal. Que esta condena desmiente al movimiento de condena de la anterior condena. Todo al contrario, la condena del Tribunal Navarro fue tan escandalosa que era muy difícil de defender, sobretodo por la movilización feminista y popular contra la misma. Sentimos en su momento una triste satisfacción ante la movilización de las mujeres contra la misma que supero el encuadramiento que tradicionalmente limita las movilizaciones y protestas feministas, convirtiéndose en un amplio movimiento popular. Pocas veces se ha desenmascarado el carácter patriarcal e injusto del sistema de justicia. El descrédito y deslegitimidad a partir de esta condena obliga al Tribunal Supremo a corregirla entre otros motivos por la movilización desde abajo y por coincidir con varios casos, (como el del “Proces” y los de corrupción) a los cuales esta obligado a condenas con perfil claramente arbitrario y político. No nos creemos nada y menos si los responsables de la anterior condena no son juzgados y condenados por prevaricación.

Lo dicho, el cambio de sentencia no es debido al convencimiento de los miembros del Tribunal Supremo en lo “correcto” de su decisión sino gracias a la lucha en la calle de los movimientos feministas y populares que han generalizado el descrédito de la judicatura.

A pesar que no vemos demasiado claras las estadísticas, se nos hace evidente que la mayoría de las personas presas están en la cárcel no por delitos sexuales, violencia de género, pederastia, asesinatos psicópatas o con casos derivados de la corrupción político-económica. Hacer este estudio desde una óptica anticarcelaria no estaría mal pero lo vemos muy cuesta arriba que desde aquí lo hagamos con cierto rigor. Pero lanzamos la idea. Interpretando superflua y rápidamente los datos, intuimos muy certeramente que la mayoría de la gente que esta en prisión, están por delitos socio-político-económicos y no pertenecen a la élite sino a las clases populares a pesar que los casos de violación, feminicidio, violencia de genero, pederastia van aumentando, la represión se centra en los delitos que cuestionan la propiedad y el orden socioeconómico establecido.

Por los medios nos bombardean espectacularmente con la persecución de los casos de corrupción, violencia sexual, violencia de genero y similares (los casos que provocan espectáculo y morbo) pero la realidad vivida en la propia piel de las clases populares en cambio nos presenta que esta persecución es aparente y propagandística (aumentan las violaciones, los feminicidios y malos tratos). La denuncia feminista es tergiversada por el Poder para intentar esconder de a quien sirve la represión, el código penal y las cárceles ¿A quien realmente se protege, si a los grupos sociales mas indefensos o a los poderosos?

Faltando muchas cosas que decir, como siempre. Concluimos: Que una pretendida victoria no nos derrote y que una aparente derrota no nos venza.

Un abrazo y desde lo cotidiano: ¡Anarquía!

OdO

Consultad:

http://www.institucionpenitenciaria.es/web/portal/documentos/

https://estadisticasdecriminalidad.ses.mir.es/

Fraguas resiste.

Escribimos estas líneas desde Fraguas, un pueblo okupado y rehabilitado en la Sierra Norte de Guadalajara. Pueblo que hace 6 años no eran más que ruinas y que mediante el trabajo y la ilusión de cientos de personas que han apoyado este proyecto autogestionado, asambleario sin jerarquías, con el principio de sustentabilidad con el medio natural que lo rodea, aprendiendo día a día a sostenernos cada vez menos atadxs al sistema capitalista, cuidando la tierra y recogiendo sus frutos, sin dañarla y aprendiendo a vivir en ella, ya que desde que nacimos sólo fuimos enseñadxs a explotarla. Practicando una existencia coleciva y no cayendo en el individualismo competitivo que promueve el modelo productivo capitalista. Rehabilitando con los materiales que nos da la tierra, las ruinas que mediante la expropiación fraudulenta en un primer momento dejó el estado franquista en el 68, expulsando para siempre a sus antiguos habitantes por un puñado de pesetas y para ser condenadxs a una vida de trabajo asalariado en la mayoría de los casos; y más tarde las prácticas militares que se llevaron a cabo en los 90.

Ahora mismo una sentencia dicta que “para restablecer el equilibrio” debemos pagar la demolición de las reconstrucciones realizadas y condena a más de dos años de prisión a 6 personas. La Junta de Castilla la Mancha (Podemos en coalición con el PSOE en la anterior legislatura y el PSOE con mayoría absoluta desde mayo) encubre así las atrocidades realizadas en el franquismo. Pretenden dejar en ruinas el pueblo una vez más, expulsando a sus habitantes y dejándolo en el olvido.

El Estado reprime cualquier intento de atacar o plantear alternativas a su dogma mercantilista. Proyectos autogestionarios y horizontales como este, que escapan a su lógica de consumo, están en su punto de mira. En esta lógica de dominio y control atacan Fraguas, al igual que han atacado y seguirán atacando cualquier iniciativa que se les oponga.

No podemos permitir que logren sus objetivos y nos aplasten sin más, tenemos que defender nuestros espacios liberados. Apoyándonos entre todxs tenemos más fuerza y entre todxs lo conseguiremos. Con toda la humildad queremos invocar el espíritu de otras luchas como las de Sasé, las Zad, Hambach, Errekaleor y otras muchas historias de resistencia, que sirven de semilla o inspiración para todxs.

Actualmente no hay una fecha concreta de desalojo pero este podría ser inminente y no lo vamos a permitir. Confluyendo distintos tipos de estrategias pero con la firme convicción de que aquí nos vamos a quedar y continuar experimentando formas de vivir al margen de la autoridad y el control.

Convocamos unas jornadas indefinidas de resistencia en el pueblo de Fraguas.

Pueblos vivos en lucha.